• Tel : +54 (011) 5263-0382

  • Idioma Ingles



Moofing, el genial modelo de trabajo para el futuro actual


¿Imaginas que tu oficina sea un café o un bar tranquilo?, es una idea encantadora que hoy es posible con el modo de trabajo moofing. El moofing es trabajar fuera de la oficina y en dispositivos portátiles como el celular, laptops o tablets, conectados obviamente a internet. El término viene del inglés mobile and out of office, que en español es conectado y fuera de la oficina. ¿Explicado así suena genial no?, ya no más horas de estricto trabajo de oficina confinado a un cubículo, con una hora específica para el coffee break ¡no más!, hoy las oficinas pueden ser cafés llenos de luz, grata música y toda una barra de bebidas calientes y frías ¡vaya sueño hecho realidad!

¿Quién hace moofing y cómo puedo trabajar así?

Este tipo de trabajo es joven y por ende lo llevan más a menudo los nuevos egresados y adultos jóvenes que trabajan como freelance, emprendedores, artistas, diseñadores o becarios. Seguro los has visto en bares y cafés de la ciudad, trabajando desde sus laptops u otras consolas tecnológicas, y hacen del wi-fi de estos lugares, su oficina virtual de trabajo.

Qué considerar de hacer moofing

1. La conexión: No existe nada peor que pedir tu café, comprar un pastelito y sentarte decidido a terminar un trabajo y enterarte de que la banda de internet no jala o es pésima. Al trabajar de esta manera es imprescindible que el lugar que escojamos tenga un wi-fi siempre activo y que ande óptimamente, ya que el internet no es una opción, sino una herramienta forzosa.

2. La comodidad: luz, sillas placenteras, personal atento y un clima agradable, la ventaja de escoger entre bares y cafeterías para que sean nuestra “oficina” es amplia, por ello debemos tomar la mejor decisión y trabajar seriamente en un ambiente que fomente hacer una labor sin distracciones, y además hacerlo de manera cómoda en todo momento.

3. El lugar: Es necesario tener cuidado al escoger el lugar, si sabes que los pasteles y galletas que venden en el café han estado minando tus horas de gimnasio, quizá sea mejor hacer moofing en un bar, pero si son las copitas extras las que nublan tu capacidad de concentración, quizá no sea una buena idea estar rodeado de la tentación. Escoge un lugar donde lo principal sea el trabajo, no el comer o tomar algo.

4. El horario: Buscar horas donde el lugar no sea muy concurrido es también algo a tener en cuenta, ya que existen horas donde los cafés se llenan demasiado y los restaurantes están a reventar. Si sabes que por la mañana ese restaurante donde tienes café con refill está prácticamente vacío, planea tu día para trabajar ahí en los momentos más adecuados y terminar lo que estás haciendo cuando el bullicio empiece.

Trabajar es lo primero y debemos tener eso siempre en la mente, ya que es muy fácil hacer moofing en el bar de moda, la cafetería donde ves a tus amigos desde la universidad o ese sitio donde sabes que te encontrarás con alguien. Lo mejor es evitar distracciones y concentrarse en que las deadlines las pone uno mismo cuando se fija metas que exigimos cumplir.

Soy freelance ¿por qué me beneficia trabajar tipo moofing?

Como freelance sabemos que los beneficios de trabajar en casa son muchos y la comodidad es incomparable, pero también conocemos de los riesgos que este tipo de trabajo representa, como distraernos con quehaceres del hogar, perder tiempo en series o películas por internet o procrastinar para altas horas de la noche la jornada de trabajo. Al hacer moofing como freelace nos ayuda a aseguramos que los factores de riesgo no existan, ya que se traducen en desperdicios y pérdidas, además nos ayuda a concentrarnos en lo que debemos hacer en el momento que hemos establecido para realizarlo.

Foto: Érika Rojas

Copyright © 2010- 2017 - NPP Multimedial - Sitio Oficial

Ir arriba